Acceder a su cuenta

Username *
Password *
Remember Me
 
  • baner 1
  • baner2
  • baner3
  • Lepetit
  • Zapiain
  • DRFrancisco
  • DRSErgio

Historia de Domingo

Por:   Raúl Ruiz 7 de abril de 2018

Un hábito que fabrica millonarios 

Por Raúl Ruiz 

 

En el invierno pasado, durante las fechas navideñas, intenté comprar uno de los juegos de la consola “Switch” de la marca Nintendo.

No pude encontrarlo: Las tiendas que lo debían vender, o donde suponía debían venderlo, no lo tenían en existencia.

El producto, una novedad en ese segmento de mercado, se había agotado debido a sus innovadores cambios que permiten, entre otras cosas, ser llevado a todas partes y jugar con él.

La firma Nintendo había descubierto que los “gamers” cambian rápido de hábitos y ello ha llevado a esa compañía en lo particular, y a esa industria en lo general, a moverse a una velocidad endemoniada.

Ahora, con el “Switch”, por ejemplo, los “gamers” pueden llevar su pequeña consola en el avión y disfrutar su juego en largos vuelos.

Al final no pude encontrar la consola y me conformé con que el Santa Clós llevara otros regalos para compensar la expectativa de mi hijo “gamer”.

Sin embargo, ya en Enero me sorprendió encontrar una consola Nintendo “Switch” en el departamento de mi hija.

“¿Dónde lo compraste?”, pregunté.

“En Amazon”, me dijo y me explicó que ella ya casi todo lo compraba en ese portal de compras.

Me enlistó lo último que había adquirido en ese atractivo sitio de compras online y me dejó sorprendido su cambio de hábito para el consumo.

Ella ahora había abreviado su visita a una tienda, la selección, el pago y el regreso a su departamento.

Todo, ahora, se hace desde casa, por la computadora (que puede ser un celular) y un servicio de mensajería se lo envía a su casa o a una oficina de esa empresa.

 

El más rico del mundo

Esa visión de la empresa es de Jeff Bezos, su fundador.

Ha convertido el sitio de compras por internet en una impresionante máquina de hacer dinero.

El descubrimiento de ese hábito de consumo ha destronado a las tradicionales y clásicas tiendas de distribución.

Los cambios en ese mercado han convertido a Bezos en el hombre más rico del mundo con una fortuna.

 

Un origen modesto 

Amazon nació hace 20 años en Estados Unidos como una tienda virtual dedicada a vender libros.

De ahí evolucionó a ofertar todo tipo de productos en línea y ahora es extraño no encontrar algo de lo que se busque ahí.

Pero su fortaleza es la rápida comprensión de las necesidades del cliente: Bezos comprendió que no sólo había que comerciar productos, sino construir una infraestructura digital tan robusta que se volviera indispensable para otros negocios.

No por nada en estos momentos la firma es la principal proveedora de los llamados “servicios en la nube”, los sitios virtuales de almacenamiento de datos que tienen una fuerte demanda.

Otra vez: Jeff Bezos detectó la necesidad, se anticipó y la ha convertido en un exitoso negocio.

Ahora se ha convertido en un negocio con diferentes empresas relacionadas entre si que tan sólo al cierre del 2017 facturó 177 mil 900 millones de dólares, una cantidad que fue 31% superior a un año antes, lo cual habla de su poderosa expansión.

Para darnos lo que representa como negocio de esa cantidad facturada la empresa pudo ofrecer en utilidad a sus socios 3 mil 030 millones de dólares.

Puede parecer un margen pequeño, apenas el 1.7% de sus ingresos, pero ahí es donde radica parte de su encanto.

La compañía de compras en internet basa su modelo de negocio en ofrecer el precio más bajo posible de sus productos, y lo combina con una estructura logística que permite realizar los envíos gratuitos en apenas dos días.

Pocos lo saben pero Amazon cuenta con su propia flota de aviones para distribuir la mercancía.

 

Los nuevos mercados 

Pero Bezos sigue descubriendo tendencias.

Sabedor de que la importancia de su futuro negocio será estar cerca del consumidor, como lo visualizó hace 20 años, ha decidido comprar una cadena de supermercados, a donde la gente tiene que ir a fuerzas para comprar su despensa.

Y ahora ha ido, con esa visión de futuro, más allá: Ya no sólo planea comercializar ropa, uno de sus principales productos requeridos por los consumidores, sino que planea diseñar y vender su propia línea de ropa.

Mediante sus herramientas de consulta Bezos detectó que sus potenciales clientes navegaban intentando buscar varios productos, pero sobre todo ropa.

De ahí nació “Amazon Fashion”, una tienda virtual de ropa europea que comercializa la marca “Find”, ropa de tipo casual, además de lencería a precio accesible.

Pero el gran “boom”, estiman los investigadores de los hábitos de consumo, será lograr ofertar ropa para bodas, cócteles, fiestas y demás ocasiones especiales.

Lo único que Amazon está haciendo es predecir con gran tino el futuro y con ello confirmar los hábitos de consumo de los clientes.

Una navegación por sus páginas lo confirma: Uno puede encontrar cualquier tipo de producto.

Así que antes de suponer que tiene que viajar a ciudades lejanas en busca de las últimas novedades editoriales, electrónicas, y ahora de ropa de última moda, le sugerimos consulte en la red si lo hay.

Se asombrará de lo que ahí verá.

Pero sobre todo le quedará la sensación de que ese hábito que en usted se ha anidado de comprar sin tener que emplear tiempo, esfuerzo y la clásica vuelta al “shopping” se satisface.

****

 

 

La importancia de las decisiones 

“... Cuando tengas 80 años, y en un momento tranquilo de reflexión, narrando sólo para ti la versión más personal de tu historia de vida, el relato que será más conciso y significativo será la serie de elecciones que hayas hecho. Al final, somos nuestras elecciones...”  Jeff Bezos, el Hombre más rico del Mundo

 

****

 

Notas relacionadas

  1. Popular
  2. Tendencia